Blogia
Agrupación DORVAL SILVERA SARAVIA

Política

Municipio: Juanicó, lo merece y necesita

Municipio: Juanicó, lo merece y necesita

El año próximo, dos mil diecisiete, será tiempo de conmemorar el ciento cuarenta y cinco aniversario de la iniciación del proceso fundacional de Villa Juanicó; la comunidad ya organiza un año de celebraciones, se mueve y pide, obras: la pavimentación de las calles, por ejemplo. Será la Intendencia quien debe responder y actuar, tengo fe que el gobierno comunal, va a estar a la altura de las circunstancias juanicoenses. Tendremos calles pavimentadas, ya verán. Como hace veinte años, el pavimento será esparcido por nuestras contadas calles. 
Lo otro. Que también es importante, es lo que (desde 2006), venimos solicitando: la creación de una Autoridad Local, el municipio para Juanicó. Órgano que ya no depende –para su instauración- de la ley, nuestra localidad cumple con lo que la norma exige. La base jurídica, está; falta la voluntad política. El Frente Amplio no ha querido cumplir con la ley. 
Nosotros, en cambio, queremos desarrollo municipal para Juanicó. Y esto no está ligado a intereses vinculados a cargos o candidaturas. Como ya se dijo en dos mil catorce, sí de la concreción del Municipio, depende anunciar previamente que quien escribe no pretende ser ni promoverse como candidato a Alcalde del futuro Municipio de Juanicó, desde ya se deja establecido: no será candidato; se pretende sí lograr lo que por ley a la comunidad le corresponde: fomentar y profunfizar su desarrollo local, tener su Municipio.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

COMISIÓN DEPARTAMENTAL CONVOCA CON CARÁCTER URGENTE A EDILES

COMISIÓN DEPARTAMENTAL CONVOCA CON CARÁCTER URGENTE A EDILES

 

           Este próximo lunes 28 de marzo a la hora 10, la Comisión Departamental del Partido Nacional de Canelones ha resuelto convocar a ediles y diputados del departamento a fin de tratar el tema sometido a la consideración de la Junta Departamental que dice relación a la posible suscripción de la Comuna de un nuevo fideicomiso, que según se ha manejado oscila  los 75 millones de dólares; para que el deliberativo departamental  otorgue anuencia, ell oficialismo necesitará votos de la oposición, con dos ediles colorados y/o blancos, será suficiente para darle vía libre al Intendente Orsi a efectos de celebrar dicho contrato. 

¿Que pasa con Canelones?

¿Que pasa con Canelones?

 

          Es una pregunta que la exteriorizo en el sano afán de llamarnos a la reflexión. Y me atrevo hacerla hacia la interna del partido que integro y he dedicado con entusiasmo y compromiso, a la militancia activa de mis últimos veinte de treinta y ocho años de edad que tengo. Si. He integrado los grandes sectores del Partido, siendo de ambos, orgulloso fundador: Alianza Nacional primero y, Todos, después. Por ello, algunos de mis compañeros han procurado generar una imagen de este servidor, de alguien que pasea de sector en sector; pues, la realidad actual prueba otra cosa, mi convencida lealtad política a lo que Luis Lacalle Pou encarna con sus sueños, desvelos, ideas y fundamentalmente, la forma de ver y hacer de la política un permanente compromiso con el país y su gente.

       El problema no es el esquema nacional del Partido, la cosa radica en nuestro amado Canelones. ¿Qué pasa aquí? Antes venían y nos decían “basta de tratar a Canelones como el patio trasero de Montevideo”. Si. ¿Y? ¿Qué hacemos nosotros? ¿Juntarnos seis meses antes de las elecciones para sacarnos los ojos unos a otros como cuervos? ¿Y después? Unos pocos se apoltronan en sus despachos y la comunidad militante hiberna largo tiempo, salvo que se citen a sus convencionales, para hacerlos votar a determinados candidatos en el marco de una nueva carrera electoral hacia la cada vez más esquiva conquista del Gobierno Departamental. Fue y será difícil volver a tener un intendente blanco en Canelones, mientras se sigan haciendo las cosas como hasta ahora.

       La Convención que, aún no ha sido convocada para elegir a las autoridades de la Comisión Departamental, debería tener vida propia. Y esto se logra con miembros que la hagan vibrar, participando, proponiendo y no sólo para alzar las manos votando “mociones prefabricadas”. 

     Canelones está en problemas. El tiempo pasa y nos nosotros dormimos la siesta. Otros militan ¿y nosotros? ¿Qué pasa con los blancos de Canelones?

      Todos pensamos en las elecciones internas, y pocos en el Partido. Él, es un idóneo instrumento forjador de “Patria para todos”, el Partido de la Nación no piensa en colectivos, trabaja para la felicidad general del pueblo. Ahí está la historia del Uruguay, repásenla y luego me cuentan lo que ha contribuido el Partido Nacional desde 1836 para acá.

         A un año de haberse celebrado la última convención departamental de Canelones, es menester comenzar a poner  en la cancha todo el andamiaje institucional del partido a funcionar, comisión departamental y al menos treinta comisiones seccionales, una por municipio. ¡Vamos,  Canelones nos precisa!  

Dr. Fernando Lúquez Cilintano.- 

¡Que capitalicen la vergüenza!

¡Que capitalicen la vergüenza!

Hay un sector de la población –diría, a esta altura, importante- no le llama la atención, en lo más mínimo, y es cuando se habla o de políticas macroeconómicas, estadísticas y porcentajes y, lo que más duele al país: endeudarse y, por ende, endeudarnos.

       Y lo peor: se empeña el futuro, se lo esposa a una estaca, sin agua ni alimentos, al mañana, a las generaciones futuras. Porque, más acá o más allá, todo se debe pagar. Y ANCAP, ese ente autónomo que tiene desde 1931 el monopolio absoluto del refinado del combustible y sus derivados y que, a partir de la llegada del Frente Amplio al gobierno, se ha dedicado a asociarse con privados para creadas sociedades anónimas como “Cementos del Plata” o la estatal azucarera “ALUR”.

   Parece ser que los hay quienes pretenden demostrarnos que, la vergüenza vista como ese sentimiento vinculado el miedo de la humillación o puesta en juicio de la honestidad, es una cuestión deficitaria en la gestión de la cosa pública. Deberían también, capitalizarla. ¿Por qué? Es sencillo encontrar una o varias respuestas: aquellos que pregonaron fervorosamente en contra de una ley que pretendía darle marco a la asociación de ANCAP con empresas privadas, terminaron administrándola y llevándola a la actual situación: fundida, menesterosa de recursos que le den oxígeno. Y si. ¿Quién se lo da? Juan Pueblo, uds y nosotros, con el pago de impuestos y precios astronómicos. ¿O me equivoco? ¿Era necesario que la ANCAP dilapidara cien millones de dólares en publicidad? Y lo peor, además de escandoloso e irregular: pagar pautas publicitarias en una radio que no existía. ¿Nos quieren tomar por tontos a la inmensa mayoría de todos los uruguayos?

      En definitiva, conscientes de que estamos en tiempos de gobierno, no electorales por cierto; instancia en que la acción gubernativa debe presidir en la voluntad e intención del dirigente político, máxime en aquel que tiene responsabilidades para ante la ciudadanía. La gestión de la cosa pública, es decir la administración y dirección de las instituciones y los entes públicos, a la ahora de reprochar responsabilidades, no debería ser tratada como una pelotita de ping pong que va y viene o agua que se escurre luego de lavarse las manos. La cuestión es sencilla, se es apto para desempeñar la función o inepto a tales efectos y, cuando la ineptitud o incapacidad en la gestión campea, no hay dos lecturas: alguien es responsable y como tal debe responder administrativa, civil y hasta penalmente por sus hechos, actos u omisiones. Así funciona -o funcionaba- el Estado de Derecho. 

La lista 400 se convierte en la más votada en Juanicó

La lista 400 se convierte en la más votada en Juanicó

No es tiempo de análisis. Sólo agradecer y saludar. En lo primero, quiero dar gracias al hecho cívico de que, ininterrumpidamente, nuestra Villa Juanicó, nos ha honrado con su respaldo electoral desde 2004 a la fecha, nuestra Agrupación Dorval Silvera Saravia, ha sido –sin importar la lista o sector que integrara- fue y es, la más votada entre todos los partidos políticos. Hoy, marcamos un nuevo hito o jalón, que es de responsabilidad y compromiso. Queda confirmado la asunción de Heber Britos Herrera al Concejo del Municipio de la Capital departamental, por nuestra lista 400. Pueden venir más novedades, en unas horas. Y nuestro grupo logre, un total de 4 concejales municipales entre Progreso y Canelones. Saludo a los compañeros, que “asumen más obligaciones, y menos derechos” al decir de Luis Lacalle Pou.

Y no es tiempo de análisis. La lista 400 en Juanicó, votó de manera excelente. Ganó lista a lista, a todas y a todos; como ya lo hizo nuestra agrupación cuando participó en otras listas de otros sectores. Con humildad decimos: Somos el Partido Nacional en nuestro pueblo. Es, sin duda, hacer vivir el espíritu obrero y servicial de nuestro referente político, que nuestra Agrupación adopta su nombre como propio: Dorval Silvera Saravia.

Más de Seiscientas veces gracias, pueblo. Nuestro compromiso contigo, siempre vigente y con mayor fuerza. No hemos logrado volver a la Junta Departamental de Canelones; ello no embarga en absoluto, nuestra fervorosa y convencida adhesión al proyecto que encarna Luis Lacalle hacia adelante y con todos. Hay mucho por hacer, pero además mucho por corregir y mejorar. Se vienen tiempos de cambio, y acción convencida de que lo mejor está por venir. Quiero seguir, contigo; porque estamos seguro, que este es el camino. ¿Continuamos? 

Mensaje por el Día Internacional de los Trabajadores

El trabajo, el derecho al trabajo y el derecho del trabajo. Una situación de vida, un derecho humano y a la vez, la ciencia jurídica cumple una función tuitiva, protectora y promotora, del trabajo como recurso humano. Cada primero de mayo, se conmemora lo que a finales del siglo XIX sucedía en Chicago. 
Como operador del derecho, mañana no es un día de festejos, tal vez de conmemoración de aquellos hechos que hicieron de jalón para lo que, año tras año, en todo el planeta se recuerda; pero, este día debe ser de compromiso y de reivindicación de logros y conquistas de la clase trabajadora, a la vez de constituirse en una jornada de balance de lo que falta, y de lo que aún, los trabajadores de nuestros país demandan: salarios dignos (como justa remuneración, al decir del tenor literal de la Constitución de la República); combate fiscal a la inflación, vista ésta como castigo directo a los salarios de los trabajadores; el acceso a la vivienda decorosa; a la atención digna de la salud; la consolidación de la negociación colectiva como ámbito natural de diálogo social, de encuentro y no de confrontación de clases, de lucha y choque. Uruguay necesita encontrar, otra vez, en el acceso al trabajo, como soporte de la dignificación humana, un recurso generador de valores y de hombres y mujeres, libres e independientes por lo que saben, por lo que hacen y por lo que quieren, por ellos, por los suyos y por todos.
Que mañana no sólo sea un día más de proyección y de compromiso, de valoración y profundización, sino que sea el primer día de muchos que vivamos todos, para construir el Uruguay de la excelencia, el país que merecemos y fundamentalmente el que queremos dejarles a los que vienen, detrás de nosotros: nuestros hijos, sobrinos y nietos. Celebremos mañana, con este propósito. ¡Se puede! ¿Vamos?

UN NUEVO DESAFÍO, CANELONES LO NECESITA.

UN NUEVO DESAFÍO, CANELONES LO NECESITA.

 

Seré nuevamente candidato a edil departamental; la posición en que se instala nuestra candidatura en la lista 400, es desafiante, casi que, aventurera. Mas, no deja de ser una linda gesta de blancos, contagiar el entusiasmo necesario para que la lista de Luis Lacalle Pou, logre seis escaños en la Junta de Canelones para, que nosotros –con el respaldo cívico de una nueva mayoría nacionalista- contraigamos al decir de nuestro conductor, más obligaciones para con el destino del departamento. 
Seré nuevamente candidato a edil, porque estamos convencidos de que el próximo gobierno de Canelones, nos necesita para erigir de este departamento un lugar de equidad de derechos y oportunidades para el vecindario, de concentrar el giro municipal en lo que el contribuyente reclama: la devolución de sus impuestos en obras y servicios; de retomar la abogacía de los derechos departamentales de las personas con discapacidad que viven o trabajan en Canelones; de no sólo, asegurar y preservar determinadas mayorías en la Junta, que permitan al Pueblo no amputarse una de sus facultades: la de controlar al gobierno de la Intendencia; una comuna que ha sido muy suelta de mano a la hora de contraer empréstitos, otorgar donaciones, etc. Todo lo cual, debe pasar por la lupa fiscalizadora de una Junta Departamental que refuerce la transparencia de la administración pública comunal. 
Y seré nuevamente candidato a edil, porque hay mucho por aportar, ya sea en una Intendencia conducida por Sebastian Andujar, ya sea, por una comuna conducida por cualquier otro partido que, por voluntad soberana de Canelones, decida en las urnas darle el gobierno que el pueblo merezca. Y a éste, daremos lo que necesite, siempre; como nacionalista, al departamento todo nuestro empeño y compromiso. 
El desafío es acceder a la Junta, no por el cargo en sí, sino por el ejercicio de la función que, como siempre, la queremos desempeñar contigo, juntos. 

VAMOS A ESTAR (opinión)

Vamos a estar, no solamente en una lista; sino que vamos a estar, proveyéndole a Canelones y a su Gobierno, lo mejor de nosotros que, con humildad decimos, viene de la mano de nuestro compromiso por el desarrollo departamental, la mejora de sus servicios. Vamos a estar, como supimos estarlo; con nuestro estilo, propio de la vocación política, de estar del lado de la gente, de Canelones, sea quien sea el Intendente. 
Obviamente que nos tenemos fe. ¿Desde cuándo las encuestas gobiernan las urnas? No, señores. La voluntad cívica, no se doblega con triunfalismos apresurados, de salir a votar a quien o quienes, aparentemente, corren con cierta ventaja. La carrera hacia mayo, la corremos todos. Vos, él y ella, todos nosotros. Por eso decimos que, como desde hace años, una vez más vamos a estar. 
Vamos a estar, porque Canelones nos necesita a todos; no sería saludable, darle la concentración del poder a un solo partido. ¿Por qué? Porque, desde la Junta Departamental se asientan dos funciones del Gobierno: legislar y controlar, en sus actos de gobierno y administración, al Intendente. Menuda tarea tienen, por imperio constitucional, los ediles. 
Para que haya un efectivo y real, control que, generalmente, descansa en las minorías parlamentarias, es necesario no darle, en las urnas, todo el poder de representación al partido de gobierno. ¿Por qué? Porque se corre el riesgo de anular a la función de control que la Constitución estatuye. Control que no es sinónimo de trancazo, sino de garantías de fiscalización real. ¿Usted se imagina al club o comisión de su barrio sin una comisión fiscal que controle? 
Pero, no sólo vamos a estar para fiscalizar, no. Queremos y vamos a estar con vos, porque tenemos un plan para otro Canelones. El que vos, los vecinos de la cuadra, tu familia y nosotros, soñamos. Vamos a estar y queremos llegar contigo. ¿Vamos?

LAS COSAS POR SU NOMBRE (opinión)

LAS COSAS POR SU NOMBRE (opinión)

La Unión Nacional de Asarialados, Trabajadores rurales y afines (UNATRA – PIT CNT), ha emitido un comunicado a la opinión pública, por demás engañoso, que con total y absoluto desconocimiento de las agendas programáticas y obviamente de las declaraciones de prensa de Luis Lacalle Pou, quiere distorsionar la realidad; no obstante, y de forma maliciosa, afirman desde aquel “apolítico” gremio, lo que el candidato a la Presidencia de la República por el Partido Nacional, no dijo ni dio a entender jamás.

     No acompañar una iniciativa legislativa del Frente Amplio, legítima por cierto, no implica que el próximo gobierno –de ser presidido por el joven candidato nacionalista- tácita o expresamente, imprima una especie de “borrón y cuenta nueva”. No. Quien procure hacerle ver a la opinión pública una cosa distinta, la engaña. Se ha dicho, desde Lacalle Pou, pasando por cada integrante del equipo del Partido Nacional, hasta el últimos de nosotros, sus dirigentes departamentales o locales, que no todo está mal; los dos gobiernos nacionales del Frente Amplio, han dejado o vienen dejando cosas buenas para el desarrollo del Uruguay, y otras tantas, que merecen una corrección en la dirección. O ¿acaso todo está bien en educación, salud, seguridad pública, etc.? No. Nuestro desvelo es, al decir de Lacalle Pou, es correr la carrera de los mejores, para procurar la contribución a la felicidad general del pueblo, la prosperidad que el Uruguay merece.

    ¿Quién piensa que el Partido Nacional va a derogar a diestra y siniestra leyes votadas en casi diez años de gobierno? Es un absurdo, sí se quiere o sí se me permite, de cuño terrorista, falaz y desequilibrador de la paz social y la sana convivencia a la que el sistema político uruguayo debe conducirse hacia el pueblo.

    Jamás fuimos los blancos quienes arrebataron a los orientales, grandes conquistas cívicas y sociales, desde la defensa de las leyes con Oribe y Berro, pasando por la defensa del Sufragio Universal cuya vida ofrendó Aparicio Saravia, llegando a Luis Alberto de Herrera y Carlos Roxlo, con la presentación en 1903, del primer proyecto de ley que reducía la jornada laboral para todos los trabajadores.  ¿Por qué engañar a la ciudadanía con declaraciones engañosas? ¿Estamos acudiendo a prácticas fascistas de repetir una y mil veces una mentira para transformarla en verdad?

             Luis Lacalle Pou, abanderado del Partido Nacional y bandera de la renovación, de los valores, del aire fresco que merece y necesita el Uruguay todo, ha ratificado –en estos días- en los medios de prensa que se opone tajantemente a lo que afirma el comunicado que difunde UNATRA – PIT-CNT y tuve oportunidad de leerlo el sábado 30 de agosto en su edición Nro. 983 del Semanario Progreso Al Día. Se opone al trabajo de “SOL A SOL” en nuestro campo. Espacio territorial cada vez más vacío de hombres y mujeres, que forjen al igual que nuestros antepasados, la prosperidad nacional; tierras ganadas, cada vez más, por plantíos de agricultura extensiva y apropiada por grandes terratenientes extranjeros, merced a las políticas neoliberales que el mismo Frente Amplio, desde el gobierno viene estableciendo en diversas leyes. Cuestiones que, otrora –en sus viejos tiempos de oposición- ventilaba como bandera su defensa en contra de la extranjerización de la tierra.

        En definitiva, y para terminar, que el PIT CNT diga lo que tiene que decir: LA VERDAD, sin engaños, para que la paz y la unidad, que el propio Presidente de la República José Mujica, nos llamó a todos el pasado 25 de agosto, desde aquella Piedra Alta que en 1825, se proclamaba la Independencia Nacional. 

ENTRE EL CASTILLO DE LA SUERTE Y EL TREN FANTASMA

ENTRE EL CASTILLO DE LA SUERTE Y EL TREN FANTASMA

Al candidato del Frente Amplio -que pretende regresar a la primera Magistratura- don Tabaré Vázquez, se le ve un tanto quisquilloso o molesto, sin dejar por un instante, ese tono irónico, con el que se desliza ante las cámaras. Una pena. Yo no quiero un presidente, que se burle del Soberano, a la hora de elegir sus representantes. Candidato que utiliza metáforas burlonas y, hasta despectivas hacia sus adversarios políticos. Divide y reinarás, esa es la premisa de corte medieval, que don Vázquez, pregona en su prédica. ¡Qué lástima! El compatriota frenteamplista, va a contramano de lo que la nueva mayoría ciudadana ha empezado a buscar: un sendero que surquemos todos juntos, mirando hacia adelante. Y esto no es una frase vacía, no. Es una actitud de vida. Es apostar, con nuestras convicciones e ideales, sueños y desvelos, a la construcción de un mejor país. Obra que no implica, borrar de un plumazo lo hecho. No. Hay que abandonar esas viejas prácticas utilizadas por el Frente Amplio a partir del 1º de marzo de 2005; la historia de la prosperidad nacional, no empezó con dicha fuerza política. Por suerte, es un legado que tiene una larga tradición en el país, con verdes y maduras, crisis y conquistas, avances y épocas oscuras, que nos tocó afrontar, a todos. Por eso, Uruguay nos necesita a todos, y no a unos pocos iluminados; se terminó el país de los caudillos, con Luis Lacalle Pou se instala la era de la política de equipos, de la innovación de rescatar lo bueno y consolidarlo, mejorar lo que muestra deficiencias y erradicar lo malo, para el desarrollo nacional y la felicidad general del pueblo uruguayo. 
Vázquez, debería tomar el ejemplo pregonado por el joven Lacalle Pou. Ir por la positiva; copie lo bueno don Vázquez, el país se lo agradecerá. No agreda con metáforas de puertas, azar y chanchitos del Castillo de la Suerte; porque el Soberano no es zonzo, no se guía jamás por el azar. El pueblo uruguayo dictará sentencia con su voto, marcando el rumbo de su cívico destino, el próximo 26 de octubre. 
Porque sí hay chanchos y otros premios, en ese Castillo; también hubo un tren fantasma en el Parque Rodó, de cuyo paseo por sus oscuros pasajes, sorprendió a la ciudadanía, la obra de personajes y macacos, asustando a todos, léase gestión gubernativa en ASSE, PLUNA, Casinos del Estado, el estado de la Educación Pública, la Salud, presuntas corruptelas en el PIT CNT, etc. 
A veces la ironía trae estos lodos. Y eso, no es bueno para el país. Para finalizar, y como ya se dijo, el Uruguay busca otra cosa: elogiar lo bueno y mantenerlo, mejorar lo que el país necesita e instalar en estas tierras, la prosperidad de cuyo provecho se esparza para toda la sociedad, sin mengua ni retaceos. Por eso, la consigna positiva de marchar todos y hacia adelante. ¿Vamos?

Dr. Fernando Lúquez Cilintano

LA FIFA ¿UN REINO AUTÓNOMO ENQUISTADO EN EL PLANETA?

LA FIFA ¿UN REINO AUTÓNOMO ENQUISTADO EN EL PLANETA?

      El caso Suárez que ha conmovido al mundo entero, futbolero o no, se insertará en los anales de la historia del deporte, como una de las más tristes, oscuras, insidiosas y violatoria de derechos humanos reconocidos desde la lucha principiada en Francia a partir del 14 de julio de 1789, para acá. Creo que, la hora de la toma de una nueva bastilla ha llegado: arrebatar el oscuro poder que gobierna al fútbol a nivel mundial.

      Estamos hablando que el honor, la integridad física, libertad de un ser humano, de un compatriota, han sido vulnerados de forma vil y abyecta, despreciablemente, violados los derechos individuales de Luis Alberto Suárez.

      Porque, por encima de todo, un deportista incriminado de la forma en que se ha procedido, ha sido expuesto, al escarnio global. Lo han decapitado y flagelado, sin que se pusiera en juego las mínimas reglas que emanan del derecho.  

      Y aquí quiero detenerme, no al análisis de la normativa jusprivatista que rige a la Asociación Mundial llamada “FIFA”; porque más allá que sea una federación de asociaciones, de carácter privado, no le genera inmunidades ni fueros que, bajo su más seria responsabilidades, deben ser sometidos al peso de la espada de Damocles, al orden público, ya sea al derecho interno de un Estado determinado o, al Derecho Internacional y al Sistema Universal de Derechos, Deberes y Garantías. Léase si se quiere, la aplicación de la Declaración Universal de Derechos Humanos emanada de la Asamblea General de las Naciones Unidas. Y de esta, nadie se salva, mucho menos la FIFA y sus autoridades.

     En mi humilde opinión, la ONU debería poner su lupa de tuición jurídica sobre esta organización privada porque: La Asamblea General proclama la presente Declaración Universal de Derechos Humanos como ideal común por el que todos los pueblos y naciones deben esforzarse, a fin de que tanto los individuos como las instituciones, inspirándose constantemente en ella,promuevan, mediante la enseñanza y la educación, el respeto a estos derechos y libertades…” (el subrayado y negritas, es nuestro). La FIFA –que es una institución- ha faltado a ese ideal común de respetar derechos y libertades de un ser humano.

Veamos: - el artículo 1° de la mencionada Declaración estatuye que “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros.

     En este caso, a raíz de los sucesos de mundial notoriedad, tanto la conducta juzgada como el procedimiento, han puesto en duda la vigencia de este precepto, en el entendido de que el inculpado por FIFA se ha expuesto a comentarios ordinarios y execrables en miles de redes sociales, con imágenes de Photoshop, que mancillan el honor y decoro de un ser humano, lo que ha provocado que los seres humanos –millones de ellos- no se comporten fraternalmente los unos con los otros. La violencia digital pulula por la web, como virus imparable.

-          El artículo 5° de la Normativa Universal precitada, establece que: “Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes.” En este caso, la evidencia es palmaria: Luis Suárez –en este caso- ha sido sometido a un trato, al menos, degradante. En el tono y la forma, de la sentencia o fallo de FIFA; y, de las expresiones vertidas por sus autoridades en la Conferencia de Prensa, dejan un sinsabor colindante –al menos- a la degradación. Suárez, pudo haber sido un infractor, no un terrorista que debió abandonar –sin intervención de autoridad jurisdiccional alguna- un Estado miembro de ONU: la República Federativa del Brasil. Un exceso sin fundamentación jurídica. 

-          El artículo 3° que dispone: “Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona.” El hecho – patológicamente anómalo- de que debió abandonar el país anfitrión del evento “Campeonato Mundial de fútbol”, es visto –a todas luces- como un expulsado; constituyendo, per se, una coartación de su libertad de permanencia y de circulación, sin intervención del Poder Judicial brasileño.

-          El artículo 7°, en este caso, también ha sido puesto en duda su vigencia universal; disposición que establece: “Todos son iguales ante la ley y tienen, sin distinción, derecho a igual protección de la ley. Todos tienen derecho a igual protección contra toda discriminación que infrinja esta Declaración y contra toda provocación a tal discriminación.”  

    Esta norma, vulnerada de punta a punta, dispone que todo ser humano, Luis Suárez en un increíble procedimiento disciplinario de FIFA, tuvo un trato desigual y discriminatorio; remitirme a la jurisprudencia disciplinaria en esta materia, seria distraer varias líneas que, en la oportunidad excederíamos en el objeto de la presente reflexión.

-          El artículo 9° establece: “Nadie podrá ser arbitrariamente detenido, preso ni desterrado.” Como corolario de lo expresado más arriba, en este caso, se puede apreciar un destierro arbitrario del sancionado, al tener que abandonar el país en la forma que se debió hacer.

-          Artículo 10°: “Toda persona tiene derecho, en condiciones de plena igualdad, a ser oída públicamente y con justicia por un tribunal independiente e imparcial, para la determinación de sus derechos y obligaciones o para el examen de cualquier acusación contra ella en materia penal.”

Disposición de clara lectura, y de nula aplicación para la FIFA, en un procedimiento falto de garantías del debido proceso que, se asimila, a un juicio sumario que llevó a la horca o a la guillotina al acusado. Así es la cosa. En la FIFA se ha desconocido este derecho humano fundamental para la comunidad internacional.

-          Artículo 13°: “Nadie será objeto de injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio o su correspondencia, ni de ataques a su honra o a su reputación. Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra tales injerencias o ataques.”Luis Suárez fue, a nuestro juicio, objeto de ataques a su honra y/o reputación, en miles de comentarios de redes sociales o informes; y en este caso, tiene derecho a que se le proteja contra esos atentados. La impunidad permea campante.

En fin, han sido varias las disposiciones, de carácter universal, en materia de derechos humanos que, a nuestro juicio, son desconocidos –en este caso- por la institución FIFA. Pero hay más.

      Para nosotros, la conducta sancionada con varias penas, transgrede un inveterado principio del derecho penal o discplinario, conocido como el “NON BIS IN IDEM” que, no solamente consiste en la prohibición de que una persona sea sancionada, más de una vez por un mismo hecho, sino que sea sancionado con duplicidad o multiplicidad de penas.  Es, en este último caso que afecta a Suárez. ¿Por qué? Porque se lo penó con 9 fechas sin jugar, con cuatro meses de suspensión, sin que pueda entrar a un estadio. Es decir, la FIFA hizo un combo de un hecho ilícito correspondió a más de una pena.

Con eso, el fallo viola otro principio del derecho penal; el de congruencia. Porque, se excede el órgano jurisdiccional, de manera arbitraria, en su función de juzgar.

Mucho queda por analizar, desde el aspecto jurídico, como sustancial o formal; pero en lo que hace a la interferencia que el poder, pretende hacerlo, sobre un deporte, cuya administración está en manos de una organización que no es un reino autónomo, sino que debe someterse al sistema universal de derechos. ¿Quién recoge el guante? Espero que la AUF, luego de todo este carnaval violatorio de derechos humanos, tome cartas en el asunto, y pida las renuncias que debe exigir de sus representantes en los ámbitos del fútbol supranacional o, que el MEC, intervenga su personería jurídica, porque Luis Suárez es, más allá de un deportista, que ha vivido –me imagino- en carne, piel y sentimiento, la vulneración de sus derechos humanos.  

Dr. Fernando Lúquez Cilintano

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Lúquez: "Lacalle Pou es la mejor opción para soñar el Uruguay que merecemos"

Lúquez: "Lacalle Pou es la mejor opción para soñar el Uruguay que merecemos"

Es una campaña atípica, fría. En mi caso, es la cuarta instancia cívico-electoral que participo, como elector y elegible, y esta oportunidad se presenta con particularidades a señalar. En primer lugar, campea la indiferencia de la gente ¿Por qué será? Quizá la respuesta venga de la mano, de ese constante mecanismo de enfrentamientos y divisiones, de levantar muros entre buenos y malos, de izquierda y de derecha, de nabos y de vivos; quizá sea esa la razón por la que la gente opta por mirar para el costado, taparse los oídos y desentenderse del quehacer político. Craso error. 
En segundo lugar, la indiferencia se palpa en ese preciso momento en que se siguen escuchando de distintas tribunas, en especial del oficialismo, promesas electorales. Una vieja táctica desgastada por su uso desmedido que, sólo el paso del tiempo, confirma el engaño y el fraude a determinadas mayorías que confiaron y, el desaliento les ganó, por los incumplimientos electorales. 
Ante estas dos razones, hay un candidato que rompe esos esquemas de la vieja política. De la renovación ha nacido la esperanza. El sistema ha alumbrado a un nuevo líder, que nos convoca a TODOS a derribar esos muros que otros levantan, que dividen a esa “Comunidad Espiritual” que es el Uruguay, al decir de Wilson. Hay un nuevo líder que nos convoca a ser parte de un desafío , de no alzar con el puño encrespado promesa alguna, sino alcanzándole al pueblo propuestas claras y tangibles que nos contagian a construir el Uruguay de la unidad, de los valores, el país que forje el desarrollo entre todos y para todos. Yo, el próximo domingo 1°, voto a Luis Lacalle Pou ¿y vos?

LA NECESIDAD DE UNA MODERNA ACCESIBILIDAD ELECTORAL EN EL URUGUAY

            La Corte Electoral impide el pleno ejercicio de la ciudadanía a quienes, no están comprendidos en las causales taxativamente enunciadas en el artículo 80 de la Constitución, por las que se suspenden la ciudadanía de ejercicio; porque, por ejemplo, siendo ciegos,  la ineptitud física no les impide obrar libre y reflexivamente. En este caso, quienes se valen, por ejemplo por la lectoescritura del sistema Braille, pueden discernir libremente, darse a entender, expresarse e integrarse –a través de este método formidable- a la sociedad.

         El rechazo de una lista de candidatos a integrar los órganos deliberativos del Partido Nacional, perteneciente al Sector Aire Fresco,  no hace otra cosa que desoír el art. 18 del Protocolo Adicional a la Convención Interamericana de Derechos Humanos, suscrito y ratificado por el Estado Uruguayo, que, entre otras cosas establece: “Toda persona afectada por una disminución de sus capacidades físicas o mentales tiene derecho a recibir una atención especial con el fin de alcanzar el máximo desarrollo de su personalidad. Con tal fin, los Estados partes se comprometen a adoptar las medidas que sean necesarias para ese propósito…”

         En nuestro caso, consideramos de suma importancia, el libre y pleno ejercicio de los derechos políticos de los ciudadanos que, pese a su discapacidad, puedan libre y reflexivamente obrar. Y, en este caso, en el ejercicio del derecho al Sufragio (que es Universal) se deberá atender a lo que la legislación electoral vigente preceptúa (leyes 7.812, 17113 y 17239) y, precisamente el artículo 1° de la ley 7.812 establece que: “Son electores todas las personas que se encuentren inscriptas en el Registro Cívico Nacional que por resolución ejecutoriada de la Corte estén comprendidas en el momento de la elección en la Sección “habilitados para votar” (….) El inciso segundo de dicho artículo establece el procedimiento de las inclusiones y exclusiones de la lista de dicha Sección “Habilitados para votar”.

      La Corte Electoral y, en su caso, el Parlamento Nacional, se encuentran omisos en instrumentar la normativa habilitante o “medidas” (al decir de la norma supranacional que integra el Protocolo de San Salvador) para el registro de hojas de votación especiales que permitan el pleno desarrollo de los derechos cívicos de los ciudadanos habilitados a votar, no videntes de la República.

         En materia de Derecho Comparado, en la República Argentina, la Dirección Nacional Electoral (Ministerio del Interior) dio a conocer un documento técnico (marzo de 2007) con una serie de directrices o planes tendentes a alcanzar el objetivo de facilitar el acceso al sufragio de personas con discapacidad.

        Las personas con discapacidad gozan de los mismos derechos que el resto de los ciudadanos, sin embargo se puede identificar diversidad de trabas que imposibilitan y/o limitan la participación de dicha población en la vida política y específicamente, en el acceso al sufragio.

     Nos referimos a cuestiones evidentes y tangibles, como las barreras arquitectónicas, o cuestiones intangibles y sutiles, más difíciles de eliminar. Esta serie de obstáculos, ya sean, materiales, legales, sociales, o de costumbres, constituyen un impedimento para una democratización más plena e integradora.

     La realidad argentina no dista mucho de la oriental. Cuando los gobiernos se explayan sobre la necesaria “construcción de ciudadanía” (un concepto tan laxo y vago) que, debería importar cuestiones esenciales al pleno ejercicio de la ciudadanía de todos quienes se encuentran habilitados para el sufragio, de acuerdo a la legislación vigente.

      A tales efectos, se considera indispensable adoptar medidas tendientes a disminuir los obstáculos o trabas físicas existentes y a fin de optimizar y/o ampliar el acceso de dicha población a los procesos políticos y electorales.

      Al considerar las limitaciones que afectan a los grupos mencionados para acceder al ejercicio electoral y con la finalidad de compensar las desventajas existentes, surge la siguiente propuesta que tiene como objetivo principal ampliar el inicial de “Incorporar a la normativa electoral nacional, previsiones que faciliten el derecho al sufragio de personas con capacidades diferentes” y se dirige a identificar acciones posibles y formular recomendaciones a los poderes públicos y los partidos políticos en orden a la accesibilidad electoral.

     La realidad argentina no dista mucho de la oriental. Cuando los dos últimos gobiernos se explayan sobre la necesaria “construcción de ciudadanía” (un concepto tan laxo como vago) que, por lo pronto, debería importar cuestiones esenciales al pleno ejercicio de la ciudadanía de todos quienes se encuentran habilitados para el sufragio, de acuerdo a la legislación vigente.

La ley de Elecciones N° 7.812, con las modificaciones introducidas por la Ley N° 17.113, establece el procedimiento para recibir los sufragios de las personas con discapacidad.

    En su artículo 95 establece “Los notoriamente ciegos y los físicamente imposibilitados para caminar sin ayuda, podrán hacerse acompañar al cuarto secreto por personas de su confianza”.

     En la Sección III, Capítulo V, el Inciso 2° del Artículo 45° establece: “Las Juntas Electorales procurarán seleccionar locales que por su emplazamiento permitan el fácil acceso de los electores eligiendo con preferencia los locales públicos, salvo los destinados a las Fuerzas Armadas o a la Policía.....”.

     Las reformas legislativas no han sido suficientes, no aseguran de manera absoluta y eficiente, la libre y secreta emisión del voto; el Estado debe avanzar en la adopción de esas medidas que las convenciones internacionales imponen.  Y el problema se manifiesta cuando, por vez primera, en la historia de los procesos electorales del Uruguay, se rechaza el registro de una hoja de votación adaptada para el sistema braille. No hay norma legal que expresamente establezca la exclusión o impedimento de registrar dichas hojas de votación. La Corte Electoral en este caso ha ido más allá, violentando el principio d especialidad de los órganos públicos y, a la vez, vulnerando el principio de libertad consagrado todo ello en el artículo 10° de la Constitución de la República, al impedir el acceso de los no videntes a un instrumento que facilita el acceso al derecho del voto.

 La accesibilidad electoral para discapacitados visuales que, estando habilitados para votar, corren el riesgo de que se pierda o desvirtúe el carácter de secreto el voto, dado que, para emitir el sufragio, deben recurrir a una tercera persona. Para que se refuerce dicho carácter, el Estado debe instrumentar acciones tendentes a habilitar hojas de votación que permitan su fácil individualización o lectura, a través del Sistema Braille.

       Pero además, la cuestión de la accesibilidad que, comúnmente, se visualiza en las barreras arquitectónicas para los discapacitados motrices; la eliminación de dichas barreras a los locales electorales, es un imperio legal que emerge de la legislación nacional especializada. La accesibilidad electoral debe darse además, en el momento del estudio y consideración de los candidatos y sus programas de gobierno, por lo tanto, debería instrumentarse un plan de accesibilidad audiovisual para discapacitados hipoacúsicos, o sordomudos que puedan darse a entender por sí mismos (véase en este caso la aplicación de la Ley de Lengua de Señas N° 17.378), para que con la lengua reconocida legalmente o sistemas como el closed caption en la pantalla de TV, puedan sentirse integrados en la sociedad cuyo Estado profundiza los procesos democratizadores.

 

Dr. Fernando Lúquez Cilintano.-

ABOGADO – Ex Legislador dptal.  

"LA VOZ DEL PRESIDENTE" (opinión)

"LA VOZ DEL PRESIDENTE" (opinión)

    No quiero creer que el Presidente ha perdido la cordura; no debe insistir en colarse en una campaña electoral. Tal cosa, sin cobijo jurídico, es degradante para cualquier sistema republicano; no le hace bien, a un país con una vieja tradición democrática, que, el Presidente de la República, baje a la arena, impulsado quizá por su enojo de que la marcha de su gobierno no ha dado sus mejores rendimientos en materia de seguridad pública y educación, por nombrar tan solo dos áreas sensibles de la vida nacional. 

Un Presidente de la República, no debe concurrir a actos partidarios, ni muchos menos, aprovechándose de su desgastada y rutinaria audición semanal, incursionar por temas del ámbito estrictamente político-electoral. No es bueno eso, Sr. Mujica Cordano. Dedique sus últimas semanas en el gobierno nacional, a poner todo su empeño en las cosas que restan por hacer, concéntrese en la labor, por la cual todos los uruguayos le retribuimos, a Usted y su inmenso equipo de asesores, para que cumplan con la tarea de administrar a un país, a este Uruguay, que ha ventilado áreas, de las que todos hablan y prometen, y parece que las soluciones no llegan en este tiempo. 
El Presidente Mujica, con todo respeto, pasará a la historia no por ser el presidente más pobre, sino por haber sido el mandatario uruguayo con más horas en los medios, hablando de todo y de todos, osando de su posición, cuestionándose y cuestionándolo todo. 
Con el respeto que el Sr. José Mujica, que es mi Presidente (aunque no lo haya votado), por el imperio que la edad impone y por encima de ello, lo que la investidura del cargo que ostentará hasta el primer día de marzo próximo implica, con todo lo que eso significa, lo conmino a que no levante más muros, con sus declaraciones negativas; no más divisiones entre los uruguayos. 
El FA ha sido una asociación política con expertos profesionales en cultivar divisiones entre todos nosotros, entre buenos y malos, fuertes y débiles, nabos y vivos. No, Señor Presidente. Abandone ese sendero, que, seguramente nos conducirá a un destino no deseado por la inmensa mayoría de un país.

FERNANDO LÚQUEZ CILINTANO.-

HACIA ADELANTE

De niño he palpitado  las ansias de incursionar en la actividad política. La interpreto como una cuestión no tanto visceral, sino más bien que se incrusta en el espíritu; en buen romance, es una vocación. Y no se cierne precisamente por la aspiración del poder por el poder mismo. ¿De qué sirve detentarlo sí no es concebido como instrumento? Es claro, el poder es accesorio al servicio, debe perseguir un fin: el bienestar general.

        Nunca me motivó participar de emprendimientos que persigan al poder como fin, y no como instrumento. Sí soy nuevamente candidato, como pretendo serlo, lo soy por tres razones: En primer lugar, soy obediente a un espiritual llamado de servicio a la Patria. El Uruguay necesita de todos, sin importar la carga ideológica, sino la proyección o visión que llevamos sobre el destino nacional. Destino que debe atender al recupero de valores que reivindiquen la defensa y vigencia con equidad de todos los derechos humanos y de todos; en el fiel cumplimiento del orden jurídico en su plenitud y de manera integral, que las leyes de los gobiernos circunstanciales no pongan en duda la vigencia constitucional y las convenciones o tratados que el Estado uruguayo es parte. En segundo lugar, la finalidad política es el servicio para la sociedad en su conjunto, no para una fracción política o sector social determinado, perjudicando a otros. Eso no es, precisamente, lo que el Partido de la Nación, ha estado llamado desde 1836  a zurcir los hilos de la legalidad para establecer en el orden, el desarrollo y prosperidad del país, y lo hizo en las veces, que le cupo la honorable responsabilidad de conducirle. “Lo que es bueno para el país, es bueno para el partido”, sabia sentencia política del Senador Dardo Ortiz, que describe diáfanamente la vocación nacional de la divisa y sus servidores a lo largo y ancho de la historia patria. Y, por encima de todo ello, en tercer lugar, el impostergable futuro nos convoca, de manera inexorable, a todos. Uruguay merece un rumbo cierto cuya mira se fije hacia adelante, quizá con la misma inspiración cívica de los primeros tiempos; obviamente, sustituyendo aquellas pretéritas armas, como el sable y la carabina, por otras, como el diálogo hincado en el respeto a la divergencia, a lo otro, y desde el intercambio, bregar por mejores proyectos que instalen uno nuevo para el país que supere al actual, inclusivo, no exclusivo, integrador, no desmembrador de los orientales en bandos malos y buenos. Se terminó el Uruguay de las cuchillas, hoy empieza el país que mira hacia adelante y con todos.

Dr. Fernando Lúquez Cilintano.-     

 

LACALLE POU EN JUANICÓ

 

El pasado martes 2 de julio, el grupo de dirigentes que tiene por referente al Dr. Fernando Lúquez, recibió en su habitual local de reuniones a amigos para compartir, la clásica “buseca anual” a la que asiste el diputado Luis Lacalle Pou, en esta oportunidad, como flamante pre-candidato nacionalista.

La clásica comida, fue elaborada por el dos veces diputado por Canelones y  también referente de dicha grupo el Prof.  Agapo L. Palomeque; jóvenes y veteranos se encontraron junto a una muy familiar reunión con el conductor del Movimiento TODOS, con la finalidad de distenderse y poner una pausa por largas tres horas, entre truco, charla amena, mondongo, buen vino de la zona, y la música del cantautor Raúl Romero, El Chasque Guadalupano.

Junto a Lacalle Pou, estuvieron presentes el edil Andújar y el director del Partido Nacional (representante de la juventud) Emiliano Metediera (Lista 400 – AIRE FRESCO); el anfitrión agradeció a los presentes ratificando “el compromiso de mirar hacia adelante, con el afán de construir un país mejor que vuelva a rescatar valores que supieron ser credenciales de la nación…es un honor, acompañar a Luis en este camino cuyo objetivo será colocarle en su pecho la banda que hace pesar la más grande de las responsabilidades cívicas: la conducción del Uruguay hacia un mejor porvenir”.  

LACALLE POU: "Una apuesta al Uruguay del esfuerzo"

 

 

       El haber escuchado el discurso inaugural de la campaña del candidato más joven que presenta el sistema político con casi cuarenta años de edad y con poco menos de quince años de vasta y proficua labor parlamentaria, me ha llevado a una catarsis por la positiva, un llamado a la reflexión, una luz amarilla ante señales que el Uruguay da a una sociedad fría e indiferente, adormecida y aturdida, a la vez.

        Luis Lacalle Pou, no es el actor político o candidato que se erige en el diferencial por la mera cuestión biológica signada por la edad; su talante pro-activo ha estado suficientemente probado a lo largo de su trayectoria como parlamentario y, recientemente, como un eficiente y abnegado administrador en la Cámara Baja del Poder Legislativo, por cuanto no sólo que cumplió a cabalidad con la función de Presidente de dicha Cámara parlamentaria, sino que su ejercicio estuvo signado por el ahorro de fondos públicos. Ello se conforma en el “botón de la muestra”, para otorgarle una carta cabal en las próximas instancias electorales.

    He expresado que, su oratoria propositiva, llena de sueños e ideas fuerzas, va a marcar un rumbo que el Uruguay debería transitar. El país de los puentes, del diálogo, del constructor de esperanzas; ciertamente que la clase política y la sociedad toda, no se divide en bandos: buenos y malos; éstos y aquéllos están dispersos en todas las áreas de la vida nacional, incluidos, obviamente los partidos políticos.

     Luis Lacalle nos ha convocado, serena y confiadamente, en el país del esfuerzo y del emprendimiento, del empuje hacia delante y no del tironeo. Uruguay se ha erigido en esa Nación, cuya caravana de Almas partió hace doscientos hacia el Ayuí tras el derrotero del mejor Conductor de todos nosotros; Orientales que compartían un Sueño que, sin quererlo, la historia fue testigo de esta Herencia, que es Bendita, porque procede de nuestras raíces, de nuestros antepasados, con errores y aciertos, donaron vida propia para levantar con el esfuerzo compartido lo que sus hijos han sido llamados, así como hoy nosotros, a continuar la patriótica labor de seguir construyendo al Uruguay, país de valores, pueblo de virtudes y sociedad que debe reconocer el esfuerzo y premiar la labor, personal o colectiva, en este diario emprendimiento de tener a un país en marcha, no por nosotros, sino por los que vienen y los que ya están vistiendo túnicas o naciendo en este momento. ¡Viva Uruguay!  

 

De un abogado al Presidente (Carta abierta)

De un abogado al Presidente (Carta abierta)

Sr. Presidente de la República.

Don José Mujica.-

 

De mi consideración:

                                       Soy abogado de profesión, egresé hace casi 8 años de nuestra querida Facultad de Derecho de la Universidad de la República; soy hijo de la clase trabajadora y de la educación pública. Cuya calidad honra y prestigia al título que, con esfuerzo personal y familiar, he accedido, no como dádiva estatal, sino como mérito al empeño de dieciocho años de la vida dedicada a la preparación (tiempo que insumió entre la educación primaria y la universitaria).

                                      El suscrito no tuvo el honor de haberlo votado, pero lo siente como su Presidente,  como corresponde. Ese sentimiento se encuentra horadado por una suerte de fusilamiento con infelices adjetivos hacia una profesión edificadora del Estado de Derecho: la abogacía.

                                    Lejos de ser “picapleitos” o “parásitos” del sistema, al decir de Usted, el ejercicio de esta profesión, requiere vocación de servicio social; el abogado es auxiliar de la Justicia, de un Poder del Estado. Sus declaraciones no favorecen un clima de respeto y cordialidad; el agravio y el puño encrespado  no llevan a la convivencia que Usted nos llamó a todas y todos a mediados del año pasado 2012. Espíritu que acompaño ampliamente.

                                  ¿Sabe usted el daño que un parásito es capaz de hacer a un ser vivo? ¿Sabe usted lo que es un “picapleitos”? Es alguien de mala reputación o deshonesto. Usted ¿pudo medir el alcance de sus declaraciones? Recuerde que cada quien es rehén de sus palabras y dueño de su silencio.

                                  Sus expresiones son rupturistas con una comunidad de trabajadores. Suponemos, tendrá en su entorno, abogados que le asesoren a la hora de redactar proyectos de ley, u otros actos de gobierno. ¿Qué haría usted sin ellos? Bueno, eso mismo que piensa en este instante.

                                 ¿Sabe usted que un parásito carcome y destruye? Ciertamente su apreciación duele, al menos a este trabajador de la abogacía, que aporta al Fisco y a organismos de recaudación, como debe ser. Devolver, por ejemplo, al Fondo de Solidaridad lo que, en tiempos de crisis económica, supo brindarle al suscrito el ingreso supletorio al familiar para subvenir dos años de su carrera.  

                             Reintegro que se hace con gusto, y reviste en sí, un espíritu solidario. No creemos que los parásitos logren entablar una relación de convivencia y de cooperación. Usted que abogó por la educación en su período de gobierno, deberá recordar que ésta no comienza en las aulas, sino en el hogar. Su modo agresivo y, poco educado, no conduce al país al estado de convivencia que todos anhelos. Señor Presidente, aún puede cambiar.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

ES HORA DE PENSAR EN CANELONES

ES HORA DE PENSAR EN CANELONES

 

         En Montevideo se ha gestado, por fin, un loable plan que pretende erigirse en “clave de departamento” –por encima de divisas- aunque frontalmente opuesto a lo que el FA ha establecido en casi un cuarto de siglo para los montevideanos. Las claras y patentes muestras de desgobierno comunal han estado a la vista de todo el país. 

         En fin, cuestiones montevideanas han de ser resueltas por montevideanos. A mí, incluido en una inmensa mayoría de canarios (o canelonenses), sentimos que en este, nuestro departamento, a casi 2 años de las elecciones departamentales, no se habla ni de candidaturas ni, mucho menos, programas de gobierno para Canelones.

        ¿Qué nos pasa? ¿Pensamos en Canelones? O, solamente en unas cuantas bancas al Parlamento o, a lo sumo, en una decena de líneas de ediles a la Junta Departamental y media docena de Municipios. A alguno de nosotros, con la mano en el corazón: ¿se le ha planteado el legítimo desafío nacionalista de  conquistar la máxima magistratura departamental? Hay que invertir el plato, debemos proyectarnos en “clave de Canelones” y desde allí, hacia lo nacional.

          Canelones es lo suficiente grande, no sólo geográfica, económica o demográficamente, como para darle atención recién en una segunda o postrera instancia electoral. Debemos ser conscientes de que lo político, la sustancia del quehacer público,  no es otra cosa que el velar por el bienestar del vecino, del contribuyente, de quien en definitiva erige con su esfuerzo –personal o colectivo-  el desarrollo de Canelones. Encarar, en coincidencia con otros sectores políticos (incluida la sociedad civil), temas vitales para el departamento lleva a la necesidad de establecer un plan, un programa cuyo denominador común sea consolidar al departamento en sus avances, vencer sus debilidades o suplir las deficiencias -que en casi ocho años de gobierno de izquierda- se han mostrado a diestra y siniestra. Enumerar, aquí y ahora, implicaría un recorte a una larga lista de demandas de los canarios.

          Demandas que, sin dudas, serán puestas a consideración de ese conjunto de instituciones partidarios y canarios de buena voluntad, que –al cerrar un decenio de gobierno del FA en Canelones- pujarán por imprimirle un golpe de timón a una administración que sigue llenando las oficinas comunales de funcionarios, y no “pone el hombro” en el quehacer sustancial de su ámbito de trabajo: gestión ambiental (recolección de residuos, parques y paseos, por ej.,); obras públicas (caminería rural, calles, etc.-); cambios en la concepción tributaria departamental (dentro de las competencias constitucionales), darle un grado de autonomía financiera de municipios como Ciudad de la Costa, Pando, Las Piedras, etc.

        El Partido Nacional sólo no logra superar la cota de los cien mil votos en una instancia electoral, sí desde ahora, o mejor aún…desde ayer, no empieza a generar una dinámica interna que comprometa seriamente sus estamentos orgánicos, en la dirección del destino nacionalista en Canelones. No son saludables las autoproclamas de candidaturas que nacen de los despachos del Parlamento Nacional; es desde aquí, desde esta tierra y con sus actores políticos y sociales, opinando, incidiendo y resolviendo colectivamente. Es desde el pie la acción, y no desde las cúpulas.

     Hay mucho por hacer, Canelones está adormecido; requiere de una inyección de esperanza que aliente la conjunción en ideas y acción, de cuya sumatoria suponga la construcción de un modelo alternativo al FA; bien distante, por tanto, del discurso y la anunciación, y más cerca de lo que una inmensa mayoría clama y reclama: un basta a las buenas intenciones, un límite al “sí fácil” de las autoridades que refrendan proyectos y no los ejecutan, es hora pues, de reivindicar aquello de que “LA UNIÓN NOS HARÁ FUERZA”. He ahí el triunfo de los desvelos de Canelones.

LA MEGAMINERÍA Y EL NUEVO COLONIALISMO

          Quinientos años atrás los españoles canjeaban espejitos por oro y plata, en la zona de América septentrional. Hoy, son otros los minerales codiciados: el hierro, por ejemplo. Los países industrializados piensan apropiarse de la soberanía mineral y productiva de países en vías de desarrollo (El Salvador, Costa Rica, Uruguay, etc.), conquistando voluntades otorgando cánones o compensaciones a los propietarios de las tierras cuyas capas serán removidas desmanteladas para siempre, a pura explosión de dinamitas, generando polución ambiental, que afectará integralmente a una región que abarca a tres departamentos del sureste de nuestro país.    

             Sí hay quienes se quejan de la actividad forestal, con especies arbóreas implantadas por la mano del hombre –en el caso de Uruguay- a fines del siglo XIX; la esterilidad o morbilidad de los suelos, de los cursos de aguas, de las napas, del ecosistema, de la población de dicha región y los cambios socio-laborales que se desencadenarán, merced a la megaminería de gran porte, no han sido puesto en consideración pensando en el país a mediano y largo plazo.

             Para el 2030, el Uruguay –encanto de la Sudamérica- podría involucionar drásticamente, volviendo a ser “Tierras de Ningún Provecho”, así conoció a estas latitudes Juan Díaz de Solís o Juan S. Gaboto; esta porción ubicada al Conosur de este “Nuevo Mundo” parece estar condenada a una nueva colonización.

            Colonización que ahora viene de India, del oriente del mundo. Región del mundo que, hace trescientos años fuera colonizada por occidente; en el siglo XXI, ellos son quienes dominan, junto con China y el Japón.  Millones de dólares se pretenden volcar en obras instrumentales (puerto de aguas profundas en La Paloma) a un megaproyecto que va a hincarle el pico y la pala a recursos naturales no renovables. Se darían unos cuantos miles de dólares (los nuevos espejitos) a los propietarios de los elegidos (o desgraciados) terrenos  que desaparecerán como superficie; compensación cuyo dinero podrán disfrutarla por unos años. ¿Qué pasará con los hijos y nietos de esas familias? Por el momento, me imagino desolación y cráteres rocosos de unas cuantas decenas de hectáreas de extensión. Empezarán por “Valentines” ¿continuarán con que otra región del Uruguay? La extracción de recursos agotables equivale a la sustracción de riquezas finitas a cambio de ingresos también finitos, agotables. ¿Y después qué?  La respuesta no la he encontrado en los informes que alientan, desde el gobierno, con inusitada avidez, este tipo de emprendimientos inéditos para la historia del Uruguay.

 

FERNANDO LÚQUEZ CILINTANO.-

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres