Blogia
Agrupación DORVAL SILVERA SARAVIA

"Poniendo las barbas en remojo"

              Llegó la hora de poner las barbas en remojo. Creer que el Partido Nacional es el gran vencedor en las pasadas elecciones departamentales y municipales (con la conquista de una docena de intendencias) es un gran yerro, que podrá hipotecar no sólo el eventual ascenso nacionalista en 2014, sino que, nos puede llevar a una posición no tan lejana y holgada de nuestro hermano nacido en Carpintería.

              En fin, vaticinar tal resultado es, obviamente, apresurado. Pero, lo que sí, debemos remarcar con decidido énfasis, es que el Partido se debe necesariamente una instancia de discusión interna, acerca de cada evento electoral y sus resultados, no pretendiendo sindicar herejes, ni culpables; somos todas y todos responsables de un estado de situación, donde el pueblo nacionalista, reclama un encare distinto en la militancia, pero también en la dirigencia.

              Quizá Canelones haya sido el departamento, que recibiera un estado de situación política donde, los canarios no contamos con una representación en el Senado de la República (primera vez en varias legislaturas), hemos perdido no sólo eso, sino una banca en la Cámara de Diputados y, otra en la Junta Departamental de Canelones. Mantenemos sí, una joven representación partidaria en cargos electivos; cosa que debe acompasarse con determinadas acciones y actitudes, que no es muy difícil recrearlas, sino que la esencia misma de la actividad política, son cosas comunes a todas y a todos, y eso, no nos hace diferentes al pueblo representado, sino seguir siendo del pueblo. ¡¡A eso debe apuntar este Partido, como otrora lo supo hacer!!

                Es necesario establecer –a nuestro modo de ver- unas determinadas líneas de acción que, erijan desde los órganos partidarios (Convención y Comisión, departamentales), verdaderos instrumentos decisores y de acción partidaria. Una convención que rija los destinos del Partido, en nuestro departamento; claro está, en un ámbito de relacionamiento partidario, fluido y vivaz, con el resto de los órganos y autoridades. Una comisión, que ejecute las directrices departamentales, dinamice el funcionamiento de las comisiones seccionales en las ciudades del departamento, sea vaso comunicante entre militantes y dirigentes, por un lado, y nuestros representantes (diputados, ediles, alcaldes y concejales), por otro; siendo éstos quienes deberán asumir una actitud diferente, y, donde los órganos partidarios no permanezcan inertes a la acción política departamental, sino que sean co-responsables en la misma, junto a nuestros representantes.

          Pero, por sobre todas las cosas, el Partido Nacional debe tener un papel de relevancia de en toda la vida departamental; no hacer “política-partidaria” como enseñaba Wilson, sino llevar los ideales de la Libertad en cada ámbito de la vida de Canelones, siendo garantes de los principios que, históricamente, este partido ha sustentado.

            Hay mucha tela por cortar, pero hoy, es hora de poner las barbas en remojo, prestando un oído al pueblo, poniendo la cara y –si es del caso, una mejilla- a nuestra gente, a ellos que, cada cinco años parece que muchos de nosotros, recordamos sus penurias y necesidades, pero no advertimos su padecimiento antes de cada elección. Esa debe ser nuestra apuesta, no como un mero fin electoral, sino como instrumento básico para lograr los cambios que la sociedad demanda.

                   ¡¡Viva el Partido Nacional!!

                   

                                                     Dr. Fernando Lúquez Cilintano

                                                              Lista 400 – Aire Fresco

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres